Hola todos y Feliz Año Nuevo! Para comenzar el año 2018, quisimos hablarles sobre algunos malos hábitos de estudios que vemos en nuestros alumnos y cómo se puede rectificar.

USAR “I CAN’T” COMO EXCUSA

“No puedo.”
“No me sale.”
“Suena raro.”
I can’t.

¿Suena familiar? Aprender inglés es un desafío y requiere dedicación, pero una de las cosas más importantes es tener una actitud positiva a la hora de estudiar. No se olviden que ya aprendieron un idioma lo que significa que sí pueden aprender otra.

PENSAR QUE YA LO SABEN TODO

También se puede pecar de “saberlo todo.” Esta frase igual que “no puedo” es un bloqueo para aprender. Quizás si lo saben, pero por algo se está enseñando o repasando. Si la mayoría de la materia que pasa su profesor la saben, es hora de cambiar de curso, nivel o profesor. Aparte de eso, toda materia tiene su valor. Es importante saber cuándo cuestionarla y cuándo aceptarla.


EVITAR O SUBESTIMAR LA REPETICIÓN

Esto va de la mano con el punto anterior. Muchos alumnos creen o quieren aprender un tema la primera vez que lo ven y listo.

Sabemos que puede ser aburrido, pero la repetición es un pilar fundamental para aprender el inglés o cualquier idioma. En algunos casos, un tema, palabra o sonido les quedará grabado la primera vez que lo aprenden. Genial! Una cosa menos de que preocuparse, pero para la gran mayoría de los temas y vocabulario, lo mejor para aprenderlos es repetirlos.

EVITAR O SUBESTIMAR MATERIA BÁSICA

¿Cuántos no han dicho: “Esto es para los niños. Yo necesito algo más avanzado.”?

Los programas, canciones y libros para niños son super valiosos para cualquier persona aprendiendo inglés sin importar su edad o nivel. (Incluso, nosotras mismas hemos vuelto a leer libros que leímos en la básica porque son muy entretenidos.) Lo más valioso que tienen estas cosas son su alto grado de repetición, vocabulario básico pero fundamental (como adjetivos y verbos) y el ritmo innato del inglés. Pueden ser pegajosas lo que ayuda a retener la información y tienen tramas sencillas que ayudan a evitar confusión.

Anímense a incluir algunos programas o canciones para “niños” en su plan de estudios.

TENER ABIERTO FACEBOOK (OTRO MEDIO SOCIAL) PARA ESTUDIAR

Sabemos que pueden encontrar mucha información en línea y eso incluye los medios sociales. Hasta pueden interactuar con sus pares y hacer preguntas, pero deben tener cuidado de no distraerse. Procuren usar estos medios sólo para extraer información. Anoten sus dudas y háganlas todas juntas y no a medida que las tengan. Así pueden evitar minimizar la distracción innata de los medios sociales.

NO PONERSE A PONERSE A PRUEBA

“¿Cómo sé si lo estoy haciendo bien?”

Nunca podrán saber si lo están haciendo bien si no se ponen a prueba. Esto significa que deben practicar su inglés con otras personas: otros alumnos, su profesor o un amigo o conocido nativo porque todo suena bien si lo dicen en su cabeza 😉

CONTAR EN VEZ DE PREGUNTAR

Este es un punto muy interesante que muchos alumnos ignoran. Empieza así:

Alumno: Tengo una duda. (I have a question.)
Profesor: Dime. (Go ahead.)
Alumno: Cuando digo la D me suena raro. (When I say the D, it sounds weird.)
Profesor: Y? (And?)
Alumno: Eso. (Just that.)

¿Escucharon alguna pregunta? Nosotras tampoco.

Debemos ser honestas y decir que esto nos saca de quicio. Incluso algunos alumnos usan la inflexión de pregunta sin hacer la pregunta. No vale. Tienen que hacer la pregunta o definir su duda. Si no lo hacen, no podemos aclarar esa duda.

NO HACERSE EL TIEMPO PARA ESTUDIAR

Si se proponen estudiar un idioma o cualquier tema, es importante hacerse un plan de estudio que incluye un horario de estudio. Vayan probando que horario les acomoda más. Cuando ya tengan el día y la hora más conveniente, no lo cambien. Es un compromiso que hacen con ustedes mismos.

Revisen este post de nuestro amigo Daniel donde habla sobre los Objetivos SMART

NO DESCANSAR

Estudios han comprobado descansar y dormir ayuda a retener la información que hemos aprendido.

Pero, también les decimos que es importante tomarse descansos dentro de una misma sesión de estudio. No comentan el error de estudiar eternamente sin darse un descanso. Una hora es lo máximo que aconsejamos para una sesión de estudio sin algún tipo de descanso. El descanso puede ser de 10 a 15 minutos. La idea es despejar la mente de cosas innecesarias para luego seguir aprendiendo con más claridad.

Ahí tienen amigos y amigas. 9 malos hábitos de estudio que pueden rectificar para aprender mejor el inglés.

Nos vemos pronto con otra lección!

*********************************

No te olvides suscribirte a nuestro boletín. No tiene costo alguno y tendrás acceso a descuentos especiales para usar en nuestra tienda.

Suscríbete a nuestro boletín

 

Sharing is caring!

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *